Bio

cropped-tocando-organo-siglo-xviii-iglesia-s-juan-bautista-de-marchena.jpg

Manuel Fernández Boniquito comenzó a tocar el piano a los 9 años en la Escuela de Música de su ciudad natal, Valverde del Camino (Huelva), pasando después por los Conservatorios de Huelva, Sevilla y finalmente Córdoba donde se graduó como Profesor Superior de Piano.

    Perpetua su formación continua por toda la geografía española, llegando a ser becado por la UE para desarrollar sus estudios en Riga (Letonia).

    Con sólo 18 años comienza a impartir clases de Piano en la Escuela de Música de Puebla de Guzmán pasando a continuación por el Conservatorio de Música Nerva y finalmente por el de Valverde del Camino donde continúa en la actualidad.

    Aunque la docencia ocupa gran parte de su tiempo, Manuel sigue ampliando el número de sus proyectos propios, que lleva a los escenarios, para alimentar sus inquietudes artísticas. Entre ellos destacar Cinema Pianissimo, un viaje por algunas de las mejores bandas sonoras de la historia del cine para piano: Amelie, El Piano, Forrest Gump, El Golpe, El Pianista… todo ello acompañado por los vídeos de las películas y de comentarios del propio artista. Y El piano en iberoamérica, un concierto de piano centrado en autores sudamericanos como Villalobos, Piazzolla o Ginastera que fue presentado en el Gran Teatro de Huelva. Su música ha sido seleccionada para varias ceremonias del Festival de Cine Iberoamericano de Huelva.

    Su vinculación al cine le ha llevado a poner  música en directo a películas de Cine Mudo con títulos como “Charlot domina el Piano”,“El Chico” de Ch. Chaplin, “El Maquinista de la General” de Buster Keaton, “Dr. Jack” de Harold Lloyd o “Nosferatu” (1922) de F. W. Murnau

    Además ofrece la oportunidad de poder degustar sus  habilidades musicales mediante su contratación para eventos privados. Su capacidad interpretativa le permite tratar repertorios que van desde lo litúrgico, pasando por el pop más actual, los clásicos del Jazz y por supuesto bandas sonoras. Esta diversidad permite adaptar el espectáculo a las necesidades del cliente: selección de temas, inclusión de voces u otros instrumentos.